Adicto dejó sin oxígeno a pacientes de terapia del Hospital de Luque

Un hombre fue detenido luego de hurtar un caño de cobre que conducía oxígeno a pacientes de terapia intensiva neonatal del Hospital General de Luque.

El presunto autor fue identificado como Marco Antonio Fernández (30), quien está preso en la Comisaría 3ª Central, a cargo de la Fiscalía por hurto especialmente grave.

El procedimiento tuvo lugar en la madrugada de este martes, en el interior del Hospital General de Luque, ubicado sobre las calles Dora Gómez de Acuña y Médicos Luqueños, B° Julio Correa, de esta ciudad. Los guardias sorprendieron al hombre momentos en que hurtaba un caño que conduce oxígeno a la unidad de terapia intensiva pediátrica.

El detenido, Marco Antonio Ferández, paraguayo, soltero, de 30 años de edad, fija domicilio en el Asentamiento Nueva Asunción, Cñia. Tarumandy, de Luque, según informó la Policía.

Del poder de Fernández fue incautado 10 metros de caño de cobre de conexión de oxígeno que estaba en funcionamiento dentro de la Institución en la Unidad de Terapia Intensiva, un arma blanca, tipo cuchillo de mesa.

ACTUACIÓN POLICIAL

Se tuvo conocimiento del hecho a través de un llamado vía radial por el Sistema 911- Base 3 de la Policía Nacional, referente a denuncia por hurto.

Los patrulleros acudieron al Hospital y fueron recibidos por los guardias de seguridad, quienes se dirigieron hasta la sala de espera, visualizando al supuesto autor del hecho.

Se procedió a su identificación. Manifestaron que el sujeto se encontraba hurtando los caños de oxígeno y días anteriores ya había hurtado varios metros.

Los intervinientes procedieron a la aprehensión, siendo trasladado del sindicado hasta esta dependencia policial para el procedimiento de rigor.

La aprehensión fue comunicada al fiscal Francisco Torres, de la Unidad Penal N°1, de Luque, quien dispuso su detención preventiva en la sede policial.