Nueva denuncia penal contra Ramón González Daher

Una denuncia ante la Fiscalía relata que no solo el cambio de cheques sería el modus operandi del supuesto reclutador de víctimas de RGD. Primero –dicen– se ganaba la confianza para operar.

ACORRALADO. Ramón González Daher aparece conversando por teléfono y rodeado de policías en su propia vivienda.

Pedro Alcides Acosta, presunto reclutador de víctimas para Ramón González Daher (RGD), supuestamente se apropiaba de chequeras en blanco y las utilizaba para sus empresas o con fines personales, endeudando a sus víctimas, sin que estas se enteraran.

Una denuncia penal que obra en el Ministerio Público demostraría un nuevo modus operandi de Acosta, aparte de los famosos cambios de hojas (cambios de cheques) que hacía con diferentes personas que habrían caído en su supuesto esquema de estafa y usura.

ÚH accedió a la denuncia que hoy es investigada por la Fiscalía, en donde relata que Pedro Acosta, de acuerdo con las evidencias, fungía de asesor comercial y financiero de las empresas de la señora Viviana González (Trans Business y Frimo SA).

Según el relato, en ese entonces se desarrolló confianza con el empresario a tal punto que la mujer le firmaba aparentemente órdenes de pagos y cheques sin llenar los montos, las fechas y las órdenes a quién iba dirigido.

La demanda penal hoy está a cargo de la fiscala Natalia Cacavelos, quien interina la causa, tras la recusación del fiscal Alcides Corvalán.

Se denunció que Acosta manejaba las transacciones personales y de las empresas de la mujer. Que en un viaje que hizo González, Acosta se quedó supuestamente como encargado de gastos de las sociedades de ella, pero que un reporte negativo sobre el destino de los cheques le alarmó.

NEGOCIADO. Al volver Viviana González, dice en la denuncia que ella le reclama a Acosta la situación y él se compromete supuestamente a devolver; sin embargo, señala que no le regresó ocho juegos de chequeras, pese a insistencias.

Presuntamente, él había movido para fines suyos 137 cheques que ya están denunciados y otros seis que Acosta denunció como robados para luego presentar como órdenes de no pago en una cuenta del banco Visión correspondiente a la empresa Frimo SA.

Aparentemente, el empresario habría negociado esos cheques con terceros y con los bancos, endeudando masivamente a las personas. Una prueba que tiene la Fiscalía son cheques de sociedades manejadas por Acosta, donde se ve la misma letra que en los cheques de Viviana.

Otro hecho gravísimo, según la denuncia, es que supuestamente llegaron cheques a las manos de Ramón González Daher y este le habría supuestamente coaccionado y extorsionado.

OTRO ESQUEMA. Según un denunciante que lo identificamos como Gerardo Rojas (nombre ficticio), Pedro Acosta ofrecía supuestamente créditos rápidos y daba un cheque por el monto solicitado y a cambio, como garantía, pedía a la víctima otro cheque.

Lo llamativo es que muchos cheques fueron de orden de no pago, por lo que al intentar efectivizar los cheques diferidos, los bancos o financieras les daban el dinero, pero los cheques eran rechazados y requerían el cobro de la deuda.

Por su parte, Acosta negociaba los cheques/garantía de sus víctimas y al quebrar supuestamente sus sociedades, los bancos le requerían a la víctima nuevamente.

Saltan nuevas denuncias contra Ramón

Supuestamente, Ramón González Daher contaba con un esquema de reclutadores de víctimas de usura, estos le llevaban cheques de víctimas y negociaban con él. RGD, a su vez, comenzaba a exigir el cobro de la deuda a las víctimas sin que estas hayan tramitado cheque alguno con él.

Hace días saltó una nueva denuncia contra el empresario, siendo la presunta víctima el escribano Ramón Zubizarreta.

En su denuncia dijo que había prestado de Ramón altas sumas de dinero durante crisis económica y de salud, posteriormente descubrió supuestas alteraciones en los cheques y terminó denunciado. FUENTE: ÚH.